La homosexualidad parece ser  una moda

Por Eduardo Peluso  Antropólogo, Ingeniero, Educador Sexual y miembro de la Fundación Isabel Boschi

Teniendo en cuenta estas declaraciones de la máxima autoridad de la iglesia católica en un libro recientemente publicado, me pregunto, ¿existe la posibilidad que esa institución y sus representantes puedan entender al  diferente?, ¿o es que al haber dicho esto está aplaudiendo la libertad de género?

Ante esta inquietud, me propuse de-construir  algunos conceptos citados y tratar de  comprender si la “moda” guarda alguna posibilidad de pensarla, y talvez darle una vuelta copernicana a su presunta carga negativa de sentido, tratando de entenderla como herramienta de cambio, no efímero, como se intenta expresar, sino como un cambio revolucionario y duradero .Para ello primeramente, intente acercarme al concepto desde varios pensadores y desde la real academia española.

Del francés mode,  moda, es “un uso o costumbre que está en boga en determinada región durante un cierto periodo. Se trata de una tendencia adoptada por una gran parte de la sociedad”

El filósofo francés Gilles Lipovetsky (París, 1944) en “El imperio de lo efímero”, dice: “La moda no excluye la inteligencia, la libre iniciativa de los hombres y  la responsabilidad de la sociedad respecto a su propio porvenir”
Por otro lado Judith Butler (Cleveland, 1956) en “El género en disputa” con un juego de palabras dice: “Que el género es una decisión, un rol, una autoconstrucción que uno hace al ponerse la ropa en la mañana. Que hay ‘uno’ que es prioritario para su género, uno que va al guardarropa de género y decide su liberación con el género que usará hoy.”
 La filósofa tiene algo que decir sobre la identidad, elemento cuya percepción se encuentra en mutación por las modas.  Para ella, la identidad de género lleva consigo un performance realizado por los sujetos. Y la moda es uno de sus artilugios.

Eric Hobsbawm (Alejandría, 1917-Londres, 2012) “Si los diseñadores de moda más brillantes son, en ocasiones, los mejores predictores del futuro, la responsabilidad del oficio no es menor”(Un tiempo de rupturas,)2013 .Reconocido historiador nacido en Alejandría, Hobsbawm centra su obra Un tiempo de rupturas en el cuestionamiento de la superestructura de la cultura y sociedad del siglo XXI,  ¿en dónde tiene cabida la moda? Es curioso que uno de los grandes personajes de la historia del siglo XX haya encontrado una manera de hablar sobre esta disciplina, específicamente en este libro, donde confirma que ha sido la moda una de las más influyentes para el entendimiento de los procesos culturales en relación con el poder, el conflicto y la alteración de la sociedad.

Pierre Bourdieu (Denguin, 1930 – París, 2002) “Pienso que una revolución específica, algo que hace época en un campo determinado, es la sincronización de una revolución interna y de algo que ocurre fuera, en el universo que la rodea.” 

Sociología y Cultura (1984)

Vemos desde posiciones diferentes, la importancia que tiene la moda en los procesos de cambio social, por otro lado, estudios antropológicos han dado cuenta de manera certera que “la moda” de la homosexualidad ha existido desde que el hombre fue dando sus primeros pasos sobre la tierra, y entiendo, que difícilmente esto pueda desconocerlo el máximo representante de la Iglesia Católica, concepto este, (católico) cuyo significado significa “Universal”…..y por el cual San Pablo abogo,  queriendo incluir a todos dentro del reino de Dios…En Sus cartas a los Gálatas San Pablo escribe; “…ni judíos, ni cristianos, ni negros, ni blancos, ni hombre, ni mujeres, “todos” en el cuerpo de Cristo” Esa carta incluía a todos, pero no era una suma, sino que todos con sus diferencias podían tener acceso a lo que él consideraba lo bueno….

¿¡Como puede ser que casi 2000 años después, instituciones y quieres hablan en nombre de, (o sea haciendo callar al otro),  continúen negando lo diferente a ellos, sin abrir los ojos para percibir que de a poco y a pesar de su todavía poder, los diferentes, a los cuales el resto debemos comprender, son ellos?

¿No es absurdo que quienes dicen que la homosexualidad es una moda como concepto cargado de negatividad, sean los mismos que van perdiendo poder en virtud de ciertas modas de otras épocas? ¿¡Sería una moda decir que la tierra era el centro de universo?, ¿estaría de moda citar que Dios creo al hombre a su imagen y semejanza?, la teoría de la evolución totalmente comprobada Antropológicamente fue un cambio de moda en las creencias?

La moda como costumbre arraigada y por supuesto cambiante, debe observarse como un modo más en que la cultura se visibiliza y da la posibilidad de que otros poderes, muchas veces minoritarios vayan expresándose, y buscando su lugar, y por eso mismo, coincidiendo principalmente con Butler, considero que la moda al  igual que el lenguaje oral o escrito tiene una función  per formativa, dinámica y heteróclita permitiendo de esta manera aflorar nuevas identidades.

Quienes interpreten de esta manera el discurso de la autoridad de la iglesia deberán agradecerle a ella su apertura al cambio y a la diferencia, quienes lo interpretemos como una nueva muestra de rechazo al diferente, deberemos seguir aportando desde nuestro lugar ideas y reflexiones críticas con el fin, no de cambiar el pensamiento del otro, sino justamente dejar que todos esos pensamientos compartan ,no sin cierto conflicto, las nuevas visiones del mundo.

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.